CATT

La CATT envió un duro documento al Gobierno y se declaró en estado de alerta y sesión permanente.

xcatt-800x480.jpeg.pagespeed.ic_.PH6iJHCQVh

*Por Redacción

La situación de los gremios del transporte se agrava día a día con las iniciativas del Gobierno Nacional. La Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte envió un duro comunicado al Presidente Mauricio Macri donde se expresó la preocupación de los gremios que la componen y se declaró en estado de alerta y sesión permanente.

En la misiva, dirigida al Presidente  la CATT precisó que  “transcurridos casi tres años de la asunción del PRO, todavía esperamos el cumplimiento de aquella Promesa de Campaña que decía que los trabajadores dejarían de pagar el distorsivo e injusto Impuesto al Trabajo, mejor conocido como IMPUESTO A LAS GANANCIAS: un robo al bolsillo del trabajador del transporte, castigado por las horas extras y feriados que cumple y por su régimen laboral, y sin derecho ni siquiera a protestar por su histórica e injusta situación frente a toda la sociedad argentina”. 

La organización sindical de los gremios del transporte detalló la situación sector por sector. En ese contexto destacó que en el ámbito aeronáutico  “la instalación del modelo de negocio “low cost”, en el país, conlleva el arribo de empresas precarizadoras y de competencia desleal, esas empresas que vuelan en nuestro territorio deben cumplir con las normativas vigentes, tanto laborales como operativas”.

En tanto la cuestión laboral en sector portuario es otro de los temas que preocupa a la CATT, en tal sentido la organización gremial reclamó:  “La plena reactivación de los astilleros de Río Santiago y la renovación de nuestra flota pesquera, es una parte estratégica de la política de transporte, tanto en materia de seguridad, como de su contribución a la generación de empleo, seguimos a la espera de novedades mientras rechazamos los vetos aplicados a las leyes que permitan desarrollar la Industria Naval y la Marina Mercante”. 

La CATT exigió “la prórroga de las concesiones actuales del puerto de Buenos Aires hasta la finalización de las obras de infraestructura concernientes a la terminal Exterior son una condición básica para asegurar el Plan de Modernización presentado por la Administración General de Puertos (AGP), y la estabilidad de 1.800 puestos de trabajo”.

En cuanto al sector ferroviario los gremios del transporte reclamaron  “que se revise la eficiencia del transporte ferroviario de pasajeros, el cual debe llegar a toda la geografía Argentina, no solo por sus costos competitivos, sino además por su capacidad para unir pueblos del Interior que no cuentan con transporte público; en ese sentido pedimos la restitución de los servicios nocturnos de transporte ferroviario de pasajeros en el GBA: la Argentina es uno de los pocos países del mundo donde este servicio desapareció, provocando un gran perjuicio a los trabajadores”.

Otro de los temas que preocupa a la Confederación es el del transporte terrestre: “Exigimos seguridad para nuestros trabajadores y pasajeros. Los hechos de inseguridad afectan directamente la vida de los argentinos, vemos con preocupación la falta de implementación de soluciones para un tema que se agrava cada día en las grandes ciudades. Además la falta de planificación para el sector de transporte de pasajeros de larga distancia se verá afectada en razón de la competencia ejercida por empresas aeronáuticas que precarizan a sus trabajadores”. 

En el mismo sentido se hizo hincapié sobre el transporte terrestres de carga, la CATT exigió  “al gobierno en el uso de Bitrenes que garantice todas las nomas de seguridad necesarias para los choferes de larga distancia, dado que esta modalidad de transporte requiere vehículos de 75.0 toneladas con un largo total de 25,40 metros, por lo que no se corresponde con la infraestructura vial de la República Argentina, tanto en puentes como también carreteras. Estos datos no fueron tomados en cuenta; solo se apuntó a la baja de costos de las Multinacionales, poniendo en alto riesgo la seguridad vial y aumentando el porcentaje de siniestralidad, no solo de los choferes de larga distancia si no también la sociedad en su conjunto. Exigimos que se tenga en cuenta que su circulación debe ser con luz solar, y que cuenten con 2 choferes por unidad rodante”. 

“La realidad del transporte en la Argentina no es una novedad; sí lo son la falta de planificación y de coordinación entre los modos; el panorama de precarización y el deterioro del salario se agravan día a día debido a erróneas medidas económicas de las cuales somos víctimas”, concluyó el documento-misiva de la CATT.

 

 

10/07/2018

Subir