Producciones AGN

Corriente Federal de Trabajadores: Un encuentro con programa de trabajadores para la unidad popular.

b378ecee-147d-4420-9c09-18ee3ab50c74

*Por Gustavo Ramírez

La jornada arrancó fresca en Santa Fe, pero el clima interno en la sede de FESTRAM nada tuvo que ver con la meteorología. Allí la  Corriente Federal de Trabajadores realizó el Encuentro Nacional para el debate y desarrollo de “un programa para construir la Unidad Sindical”.  Claudio Leoni, el líder de los trabajadores municipales de la provincia, abrió la jornada que convocó a más de 800 dirigentes, delegados y trabajadores de todo el país.

El trabajo en comisiones fue extenso. El debate, profundo. Entre las bases de trabajadores, al menos lo que representó este encuentro, existe la necesidad de escapar a la catarsis y debatir para avanzar. Lejos de los fantasmas de la derrota electoral y aun con matices en las percepciones, las charlas consignaron un diagnóstico clave para apuntalar el presente y afianzar la estrategia de cara al futuro cercano.

Mientras en algunos sectores de la militancia del campo nacional impera el escepticismo, el Movimiento Obrero, en sus múltiples variables, motoriza el pensamiento y la acción en términos de la ofensiva social. Sin recrear falsas expectativas y caer en mendigas idealizaciones es necesario comprender que no el sindicalismo – en su expresión mayoritaria – en su fase de resistencia no ha retrocedido en la confrontación con modelo neoliberal.

Gran parte de esa maquinaría la puso en marcha la Corriente Federal. Marcó su posición y reivindicó al sindicalismo histórico que salió a dar pelea desde 1945. Héctor “Gringo” Amichetti, conductor del gremio gráfico, testimonió esa representación en su discurso de cierre este sábado en Santa Fe. Allí hay una clave interesante para interpretar al Movimiento Sindical.

Santa Fe dejó un documento importante para la dinámica que le imprime la Corriente al concierto sindical. En él no sólo se plasmó el ya consabido diagnóstico socio-económico, también se proyectó la necesidad de ir hacia un cambio profundo en armado de una nueva CGT. La unidad, para este espacio, no puede darse sin la integración de las regionales del interior y de los movimientos que componen los trabajadores de la economía popular. En el marco de la Emergencia Nacional se pidió al Congreso que contemple los 27 puntos de cuño propio. También se exigió la derogación de la Ley Previsional, reforma de la ley tributaria, regulación del Estado para evitar los tarifazos, protección de la economías regionales y regulación financiera entre otros puntos.

Cerca de las 16.30 horas el grueso de los presentes se congregó junto al escenario central. El final de la jornada se acercaba con cautela. El fresco de la mañana se volvió a presentar. Y la respuesta fue unánime: Arenga, baile y alegría. La música de los Redondos, Soledad y otros animó a los presentes. Banderas y remeras al aire. “Acá no se rinde nadie”, pareció ser la consigna tácita que sobrevoló a los presentes. Llegó el momento emotivo porque todos y cada uno de los trabajadores levantó con firmeza la foto de Lula. “Todos somos Lula”, exclamó la presentadora del evento, una compañera de curtidores. El epicentro del momento fue una contundente tormenta de aplausos.

Y el cierre comenzó. Pablo Chena, del equipo técnico de la Corriente, abrió el juego con una extensa exposición sobre el proceso económico que impone la gestión neoliberal. A continuación se leyeron las conclusiones de las cuatro comisiones. Seguidamente Claudio Girardi de La Bancaria tomó la palabra. Alejandro Ruiz leyó el documento central y Héctor Amichetti dio un verdadero discurso político que levantó al auditorio con la convicción firme que la situación es reversible porque el Movimiento Obrero está vivo y no pierde la memoria.

El “Gringo” anunció que el 1° de Mayo la Corriente vuelve al interior con un acto en Concepción del Uruguay. Si bien en un principio es una acto del sector se espera que con el correr de los días se abra a otras expresiones sindicales. Federalizar es la cuestión. Desde el interior del país hay un Movimiento Obrero que necesita ser visibilizado,escuchado y tenido en cuenta.

Al contrario del campo que minan los medios desinformativos el Movimiento Obrero, aun en su fragmentación que podemos señalar ya de histórica, no se estanca en la especulación política. Gestiona y acciona sus propios espacios de debate, construcción y activa. El dato central de la jornada del 14 de abril es la compresión que tiene la dirigencia de lo imprescindible que resulta la unidad, tanto en el sindicalismo, como en el frente nacional. Pero esa unión no pude ser solamente un componente coyuntural, la demanda se sustenta en la realización de un programa integral y en cambios sustanciales hacia los núcleos estructurales. Lo que equivale a eliminar, de cierta manera, los significantes  vacíos que circulan en el imaginario colectivo. La máquina está en marcha. Bienvenidos al Movimiento.

 

 

 

*Directo Periodístico de AGN Prensa Sindical

Periodista: La Señal Medios / radio Gráfica

Producción periodística general: Sindical Federal / La Señal Medios/ AGN Prensa Sindical / Radio Gráfica
6a4ba2de-6007-4706-9642-0e74e7580ec6

6e4d4289-5c8b-4256-baae-970a1ba8ef8282ba60b8-1808-45a3-ae90-2329e39223fc

Subir